Compartir
Manabí –

Luego de horas del susto, Yadier, de 12 años y oriundo del estado de Táchira, Venezuela, estaba ansioso ayer por contar su historia. Es el niño que se observa en el video del incendio registrado la tarde del sábado pasado en el restaurante Las Palmas, de la terminal terrestre del puerto manabita.

Él filmaba la escena a pocos metros del negocio cuando se produjo la explosión, aparentemente de un cilindro de gas, lo que dejó daños a ese y a otros tres locales de comida. Yadier, hijo de una empleada de uno de esos sitios, jugaba con un teléfono cuando surgió el fuego.

Contó que él cayó producto del estallido y que luego se alejó corriendo. “No me pegué nada”, dijo en medio de su inocencia.

Pedro Santana, gerente de la Empresa Pública Municipal Terminales Jocay de Manta, señaló que se analizan los videos para identificar, si es el caso, alguna posible negligencia.

“Ya los videos determinarán qué es lo que ha ocurrido. Si hay indicios de responsabilidad o negligencia ya tiene que ser obviamente corregido y debidamente sancionado”, manifestó Santana, quien comentó que Yadier y su mamá llegaron hace cinco meses al país.

El Cuerpo de Bomberos también analiza qué originó el siniestro que dejó daños estructurales en cuatro locales. No hubo reportes de heridos.

El gerente Santana dijo que la terminal dispone de un sistema de gas licuado. “Algunos (locales) están operando con el sistema de gas casero (…), aún están adecuándose, internamente han realizado trabajos, han venido haciendo renovación de instalaciones… obviamente los verificamos con el departamento técnico”, indicó.

Expuso que se tomarán correctivos en caso de comprobarse que guardias de seguridad grababan mientras se generaba la emergencia, aunque aclaró que las doscientas personas que se encontraban en el instante de la explosión fueron evacuadas oportunamente.

Kléber Lara, dueño de una isla de venta de jugos, batidos y demás, refirió que la explosión generó susto y que supuestamente tenían poco conocimiento sobre cómo actuar en esas circunstancias. Admitió que él no poseía extintor, ya que el jueves pasado no pudo retirarlo del sitio de recarga. (Diario El Universo)

Siniestro

Pérdidas
La suspensión de actividades, ante el siniestro en el patio de comidas de la terminal, dejó pérdidas en negocios del área, incluso en los locales de una zona anexa, ya que investigadores indagaron sobre el origen del fuego. Del local afectado, bomberos retiraron dos cilindros de gas.

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí