Compartir

El sospechoso contactó en Facebook a una de sus víctimas. La Policía usó eso para dar con su paradero.

La Diablada de Píllaro, considerada como Patrimonio intangible de la humanidad, se empañó por un hecho que conmocionó a toda esa población de Tungurahua. Un muchacho fue asesinado con arma de fuego y dos mujeres fueron violadas en un mirador. El incidente ocurrió la madrugada del pasado sábado.

La Policía logró detener a uno de los sospechosos, quien fue reconocido por una de las muchachas a las que agredieron sexualmente en una zona desolada del lugar que usualmente suele acoger a noctámbulos.

Su captura se dio gracias a la información que agentes de la  Dirección Nacional de Delitos contra la Vida, Desapariciones, Extorsión y Secuestros de Personas (Dinased) extrajeron de la cuenta de Facebook que utilizaba el procesado bajo un seudónimo.

Tras cometer la violación, él habría pedido a su víctima que le entregara su usuario de esa red social. A las pocas horas, la afectada recibió una solicitud de amistad de su victimario. Esa jugada inesperada fue aprovechada por los peritos de la Dinased para rastrear al sospechoso.

A los agentes se les complicó en un inicio obtener su fotografía, pues utilizaba Facebook sin una identidad, pero, finalmente, lograron sacar una imagen del rostro del implicado, que reconoció la denunciante.

Víctor Aráus, director nacional de la Dinased, informó que la Policía ya está tras la pista de los otros dos sospechosos, quienes también participaron en este hecho que tiene en zozobra a los residentes de Píllaro.


días han pasado desde que se dieron los hechos.
 La madrugada en que ocurrió el hecho, los tres sospechosos asaltaron a los muchachos universitarios. Luego de asesinar con un arma de fuego al dueño del vehículo y violar a las dos muchachas, ellos se llevaron el automotor para cometer otros asaltos, no sin antes dejar maniatados a los cuatro sobrevivientes.

De acuerdo con la información de la Dinased, luego de cometer varias fechorías en el auto robado, los criminales regresaron y volvieron a violar a las muchachas. Tas la segunda agresión, los afectados pudieron pedir auxilio a los organismos de socorro. Los paramédicos que llegaron a la escena del crimen encontraron a Kevin Ch. Él falleció cuando era trasladado a una casa de salud.

Allanamientos


veces habrían abusado sexualmente de las víctimas.
° Luego de identificar a uno de los sospechosos, residente de Píllaro, la Policía ejecutó dos allanamientos de inmuebles relacionados con el implicado. En uno se hallaron las armas y los pasamontañas que utilizaron los antisociales para el atraco y en otro los documentos de identidad de las víctimas.

El jefe de la Dinased, Víctor Aráus, reveló que la entidad analiza si esta organización delictiva está involucrada en otros robos a parejas que acuden a estos sitios apartados a pasar el rato. “Vamos a averiguar si ellos tienen relación con algunos otros casos de abuso sexual en el sector”, agregó. (Diario La Hora)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí