Compartir

El IESS pide a los conductores que cumplan con este requisito y anuncia capacitaciones y controles.

Pasan gran parte del día al volante de taxis, buses, camiones, volquetas, retroexcavadoras y demás vehículos de transporte. Son los aproximadamente 266.000 conductores que laboran diariamente en ciudades o vías del país; pero de ellos solo unos 80.000, el 30%, tiene Seguridad Social.

En el caso de los taxistas la cifra cae al 17,5%. Así revela el informe con el que el Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS) empezó en noviembre una campaña para capacitar y motivar a los transportistas para cumplir con esta obligación.

En el documento se enfatiza que la mayoría de ellos tienen la percepción de que la afiliación representa un gasto o una especie de ‘impuesto’ y no un beneficio.

La entidad aseguradora plantea tres alternativas para que se cumpla con esta obligación. (Ver recuadro)

Ayer, luego de un mes de campaña, el director de afiliaciones del IESS, Carlos Torres, se declaró optimista de que hasta marzo una mayoría de transportistas haya tramitado sus afiliaciones.

4%
del aporte mensual es la sanción por no afiliación.
“Por esa cifra insuficiente nos sentamos a mesas de diálogo con los transportistas. En el caso de los taxistas, acordamos en octubre que regularicen voluntariamente su afiliación. Ya han sido más de 10 años de negociaciones”, sostuvo al anticipar que, tras la campaña, empezarán controles.

El IESS prevé movilizar en marzo a inspectores que pueden aplicar sanciones establecidas en las leyes de Tránsito y de Seguridad Social, que incluso contemplan multas económicas y retiros de permiso de operación.

Gremio

408
mil dólares podrían aportar mensualmente al IESS los taxistas.
La Federación de Operadoras de Taxis (Fedotaxis), el principal gremio de taxistas del país, que agrupa a 1.820 operadoras en las que laboran más de 60.000 conductores, expresa su respaldo a esta campaña y compromete a sus dirigentes provinciales a facilitar los trámites.

Su presidente, Jorge Calderón, destacó un acuerdo previo para aplicar una moratoria o flexibilidad en el cumplimiento de esta obligación. Recordó que en el caso de los taxistas, la afiliación entre quienes trabajan legalmente en provincias es de entre el 15% y el 20%.

En las calles
En dos cooperativas de taxis en el centro norte de Quito, sus integrantes reconocieron un bajo nivel de afiliación debido a que se la considera como un gasto y no como una inversión. “Máximo unos tres o cinco de los 30 compañeros somos afiliados”, sostuvo el conductor Pedro Rosero. 

Opciones

Propuestas por el IESS

° Para quienes trabajan por cuenta propia o para terceros con registros Único de Contribuyente (RUC) o Impositivo Simplificado (RISE): aportes del 17,67% del Salario Básico Unificado (386 dólares), es decir 68 dólares. Esto, como una afiliación voluntaria.

° La tercera, en cambio, para quienes laboran con relación de dependencia: con aportes del 20% del Salario Mínimo Sectorial (573 dólares), o sea 114 dólares. (Diario La Hora)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí