Compartir

El 9 de febrero del 2009 se firmó el contrato de construcción entre el Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) y Panavial para que inicien los trabajos de ampliación a seis carriles en el tramo Jambelí-Latacunga-Ambato.

Este proyecto contempló la intervención de aproximada 90 kilómetros en los que se especificó la construcción de intercambiadores y obras conexas en los tramos de las tres provincias beneficiadas.

Para esto se dispuso la inversión de 358’526.116 dólares y un plazo de ejecución de 84 meses, es decir siete años a partir de la firma del documento entre las partes involucradas.

Sin embargo, después de trascurrido este tiempo únicamente Tungurahua continúa a la espera de que los trabajos viales lleguen a su territorio para “contribuir a impulsar el desarrollo económico, social y solidario del país”, tal y como señala el principal objetivo de la obra del MTOP.

De acuerdo a la planificación que se dispuso, los trabajos de ampliación debían haber finalizado en el 2016, año en el que también el trayecto intervenido debía ser fiscalizado para que se verifique el cumplimiento total de la contratación.

Pero esto no ocurrió, ya que los trabajos únicamente llegaron hasta el sector de Yambo y a tan solo unos metros de llegar a la provincia, la intervención de la maquinaria y el personal operativo se detuvo.

EL DATO
En el inicio de la obra el monto de inversión para Tungurahua se estableció en 83’290.663 dólares.
Situación

Diego Galarza, director distrital de la MTOP Tungurahua, explicó que desde la matriz de Quito le informaron que actualmente la intervención se encuentra en un proceso de negociación económica y que no existe fecha fijada de reinicio.

“Una vez que tengamos resultados de las reuniones que se mantienen con Panavial daremos a conocer la fecha en la que se retomarán los trabajos y las características de la vía”, manifestó.

Galarza además indicó que para que los trabajos den inicio primero se deben hacer las expropiaciones de las propiedades que están junto a la vía, las cuales en total con las referentes al trayecto Riobamba-Ambato sumarían 1.200.

Frente a este problema el asambleísta por Tungurahua, Fernando Callejas, lamentó que en el mandato del expresidente Rafael Correa no se haya concluido con esta obra a pesar que manejó una cantidad de recursos considerables.

“Ahora el Gobierno del señor Moreno ya no tiene recursos y temo que el proyecto seguirá paralizado, por lo tanto quienes hacemos uso de este tramo deberemos seguir siendo testigos de accidentes de tránsito y demoras en la circulación”, enfatizó.

Callejas afirmó que desde su posición buscará gestionar para que finalmente la provincia y el país se beneficie de esta obra, debido a que la carretera es una vía principal de conexión. (Diario La Hora)

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí